lunes, 28 de enero de 2013

Mirad qué mono

Hola a todos,

Soy yo, Álvaro, el Hermanito. Aquí estoy otra vez.

Mirad qué mono. Qué mono más chulo.


El que me ha hecho mi Abuela Paquita. Me encanta. Es de calentito... Le voy a decir que me haga 15 ó 20 más, por lo menos.

Me está un poquito grande, como veis. Pero ya os digo yo que esto lo lleno en un periquete.

Feliz lunes y besos para todos.

jueves, 24 de enero de 2013

Ya hemos cumplido el Mes

¡Hola a todos!


Soy yo otra vez. Álvaro, el Hermanito. Aquí sigo, creciendo y creciendo. ¡Ayer cumplí mi primer mes! Pero con las prisas y los líos se nos olvidó decir nada por aquí, así que aprovechamos y ponemos unas cuantas fotos, que ya me han dicho que lucen bastante.


Mi hermanito me quiere un montón, no para de hacerme cariñitos y querer jugar conmigo. Así da gusto, desde luego.


Y todavía le dejo tiempo a Papi para que haga sus cosas de dibujar y demás, para que no se queje.


Pero a quien más quiero es a Mami, claro. Y no sólo por la tetica, ¿eh? Por muchas cosas más. ¡Muacs!


¡Eh! Y hacía tiempo que no asomaba una sonrisica por el blog, ¿verdad? Y no será porque no han faltado motivos para alegrarnos. ¡Ánimo, aunque no sea lunes!

¡Besos a todos!

martes, 8 de enero de 2013

Hola, buenas

Hola, buenas,

Soy el Hermanito. Ahora mismo no hago mucho. Sólo comer tetica rica, hacer mis cositas y luego a dormir.


Se me escapa alguna sonrisa, pero Papi aún no ha estado lo suficientemente hábil como para captar la instantánea. Ya le dejaré. Mientras, estoy muy a gustito porque me siento muy querido.


Y ya está, poco más os puedo contar por ahora. Me voy a seguir con lo mío.


Besitos a todos.

domingo, 6 de enero de 2013

Preparando la Navidad

Hola a todos,

Estas últimas dos semanas han sido tan intensas, que se nos han quedado unas pocas cosas en el tintero. Incluso algunas que se remontan a la llegada del Hermanito. Así que vamos a ir dándoles salida, para ponernos pronto al día.

Como cuando estábamos preparando la Navidad en mi cole. Preparamos un tren de adornos navideños en clase, y éste es el mío. Lo hice casi todo yo, ¿eh? Menos las letras de dentro que las escribió Papi, y Mami que recortó el dibujo. Pero el resto es todo mío.


Si no me creéis, aquí me tenéis, manos a la obra. Nos quedó un tren estupendo y chulísimo a todos los compañeros de clase.


Y el último día, antes de las vacaciones, tuvimos función escolar. Cantamos y bailamos una poesía y una canción de Navidad. ¡Y todos nos vestimos de muñecos de nieve! ¡Mirad qué guapo!


Y después, ¡fiesta en clase con los papás y mamás! ¡A divertirse!


Por la tarde, como Mami necesitaba andar para preparar al Hermanito, nos fuimos de paseo a Granada, a ver un árbol de navidad chulísimo, supergrande y lleno de colores.


¡Qué bien lo pasamos!

Besos para todos.

sábado, 5 de enero de 2013

Por fin llegó el Hermanito

¡Hola a todos!

Bueno, pues por fin llegó el tan esperado Hermanito. Y ya va siendo hora de que os cuente un poco cómo fue todo. Aprovechamos también para darle un cambio de look al blog, que a partir de ahora contará tanto mis aventuras como las de él. Como las que tengamos juntos, claro está. A ver si os gusta.

El domingo 23 llamaron a Mami del hospital para que se fuera, porque ya iba siendo hora de que naciera el Hermanito. Yo tenía muchas ganas de verlo.


Así que el Abuelo Pedro y la Abuela Petra se vinieron corriendo para Granada, y se quedaron conmigo, por si la cosa se alargaba mucho...

¡Y qué va! El Hermanito se había hecho de rogar, tanto que no sabíamos ya en qué fecha iba a llegar. Tanto es así que Papi pensaba que iba a coincidir con el estreno de la película esa de El Hobbit, y que lo íbamos a tener que llamar así. Pero cuando llegó el momento de la verdad, ¡salió como un rayo! ¡Si es que ya tenía muchas ganas de conocernos! ¡Y nosotros a él!


Así que por la tarde nos fuimos a ver a Mami, Papi y el Hermanito al hospital. Casi no tuvimos que esperar nada, porque fue todo muy rápido. Y aquí estamos con el Hermanito, que como veis, estaba tan pancho después de todo el follón. Se ve que al final no era para tanto.


Yo estaba, y estoy, muy contento con el Hermanito. Se me llenaba la boca diciendo lo guapo que era y contándoles a todos que se llamaba Álvaro...


A él le daba igual. Porque la verdad es que duerme un montón. Es un poco rollo, pero es que está tan guapo dormidito y tranquilito... Ya tendrá tiempo de armar jarana conmigo, ya...


Todas las mañanas, cuando me levanto, lo primero que hago es ir a ver cómo duerme a la cuna, o darle los buenos días si es que ya está despierto... ¡Estoy tan contento!


Y en ésas estamos, que estas Navidades nos ha venido el mejor regalo del mundo... ¡Y bien que lo estamos disfrutando!


Otro día seguiremos contandoos cosas de las navidades, del Hermanito y de los regalos.

¡Besos a todos!