sábado, 29 de agosto de 2009

En el Festival de Úbeda

Hola amiguitos.

Sigo poniéndoos al día de lo que ha dado de sí mi primer verano. Después de la semana que pasamos en Úbeda para ver licenciarse al tito Miguel, aún pasamos otra semana más, para asistir al Festival de Música de Cine "Ciudad de Úbeda". Ya habréis notado que a Papi le gustan mucho las bandas sonoras, ¿verdad?


Papi y Mami aprovecharon para presentarme en sociedad, y así conocí a muchos nuevos amigos, muchos de los cuales ya sabían de mis aventuras gracias al blog, y a los que aprovecho para saludar. ¡Muchos besos!

Aunque no pude ir con Papi a ver todas las cosas que hacían en el Festival, y la verdad es que él tampoco, aquello a lo que pudimos asistir nos gustó un montón. ¡Qué gente más rara, pero qué simpática y chula te encuentras por sitios así!

Aquí estamos en una foto que nos hizo el tito Juanra de Úbeda, con Mami y Papi y un señor muy simpático que se llama Patrick Doyle y que escribe una música fantástica. ¡Y además le encantan los bebés, como podéis ver! Ya me ha dicho Papi que cuando sea un poquito más grande me va a enseñar muchas de sus bandas sonoras.

¡Y hasta hacen conciertos de música de cine! ¡Superchulos! Fui sólo a la mitad de uno, pero me gustó un montón. ¡Al menos, no me quejé! Aquí estoy con los titos Juan y Carmen, muy acaramelados ellos, pero todavía con pocas ganas de regalarme un primo. ¡Hay que ver cómo son!

Un señor que se llama Michael Giacchino y que hace una música superchula, según me han dicho, le regaló a Papi una cosa también superchula para mí: ¡La portada de la banda sonora de Ratatouille, firmada y dedicada!


El señor Giacchino me dice en la dedicatoria: "¡Come bien!". ¡Ja, si él supiera! Pero es muy majo, a ver si vuelve el año que viene otra vez y lo conozco.

Además, conocí a los titos Óscar y Begoña de Barcelona, que me trajeron de allí un libro chulísimo, que se puede mojar y todo, y que Papi me ha dicho que me va a leer cuando vayamos a la playa o a la piscina, y además, ¡tachán!, ¡un pato de peluche! ¡Me encanta!

Mi pato es lo mejor. Es muy suave, y cuando le aprietas la barriguita, dice: "¡Cua, cua, cua!".

Me gusta un montón, me lo llevo a todas partes que puedo, y siempre me gusta tenerlo cerca para jugar. Se ha convertido en un amiguito muy especial para mí.

Y poco más puedo contar ya del Festival de este año, porque todavía soy muy chico. Y, claro, me canso antes y luego me quedo frito en la cuna.

¡Pero el año que viene me lo pienso pasar mejor todavía! ¡Hasta entonces, a descansar!

¡Hasta luego a todos!

2 comentarios:

  1. Jo! Cuántos post de fin de semana! y cuántas cosas que comentar!
    Viva el Pato Amarillo!
    Viva Michael Giacchino!y que vuelva el año que viene!!
    Viiiivan los titos Juan y Carmen yyyyyy viiivan lo NO primos!! jijijijiji.
    Endeluego qué boniko que es el Baby... con o sin pato, y en éste país o el vecino. Muchos besos!

    ResponderEliminar
  2. que babyHor m'as cultural! con estos antecedentes, si luego no le gusta la musica de cine... le dara un patatus a su parre... ji ji ji
    El pato mola cuak cuak: salpica, chapotea, feliz en el agua, no esperes que salga... solo habra gotitas!!!

    ResponderEliminar